Praga en 4 días: guía para conocer la capital de República Checa.

Yo a Praga le tenía ganas desde hacía ya tiempo. No las ganas que le suelo tener a la pizza o al helado de chocolate, pero parecido.

Por fin conseguimos unos billetes baratos a la capital de la República Checa y, sin pensarlo mucho, planeamos nuestra escapada de 4 días.

Si vas a viajar próximamente a Praga, sigue leyendo. Y si no tienes pensado visitar esta ciudad, pero te gusta sufrir viendo los viajes ajenos, también puedes seguir leyendo jajaja. Yo te entiendo, también soy de esas que lee blogs de viajes por puro sufrimiento (o placer, según se mire). Eso sí, ponte cómodo porque esto va a ser largo; luego no digas que no te avisé.

Datos a tener en cuenta antes de viajar a Praga

– La moneda de la República Checa es la corona checa (CZK). 1€ equivale aproximadamente a 27 CZK y 1 CZK equivale a 4 céntimos de euro. Mucha gente dice que la República Checa es un país muy barato, pero yo discrepo. Es cierto que en las capitales los precios suelen inflarse más de la cuenta pero, aún así, no creo que el país sea tan barato como dicen. Comprar comida en los supermercados sí es más económico y la cerveza checa cuesta menos que el agua incluso. Pero sin ser ese tipo de cosas, Praga es una ciudad normalita en cuanto a precios. Sus vecinas Budapest y Bratislava sí que me parecieron en su momento bastantes más baratas que Praga.

CZK

– Los checos son personas educadas pero secas en el trato. Como española, me resulta raro ir a comer en un restaurante y que el camarero no sonría en ningún momento y que incluso llegue a ser cortante. Así que no esperes simpatía y amabilidad por parte de los checos porque te vas a llevar un chasco jajaja. Y en cuanto al idioma, lo más jóvenes suelen chapurrear inglés (sobre todo si trabajan en el sector del turismo) pero si no es ese el caso, olvídate. Además, si les hablas en inglés y no te entienden, te ignoran, así de simple jajaja

– En muchos de los restaurantes de Praga buscan arruinar al turista y recurren a lo que sea para hinchar el precio final en la cuenta. Muy atento con esto si no quieres que te estafen. Te exigen ellos la propina que debes darle; te ofrecen un menú baratísimo y te cobran el refresco pequeño a 4€; se inventan un impuesto por llevarte la comida a la mesa; te sirven entrantes que no has pedido y te los cobran a precio de oro; etc. Nosotros ya estábamos prevenidos acerca de esta práctica y tuvimos bastante suerte.

– Praga está llena, pero LLENA de turistas, sobre todo en verano. Una de las guías nos comentó que la ciudad se satura en verano debido al gran volumen de personas que la visitan. Nosotros la visitamos a finales de septiembre, una vez comenzada ya la temporada baja, y sus calles seguían repletas de visitantes. No me quiero ni imaginar como tiene que ser eso en verano…

praga prague praha staremesto

Cómo llegar desde el aeropuerto de Praga al centro de la ciudad

Nosotros llegamos a Praga desde Milán un viernes a las 11 de la noche. Dado que sabíamos que desplazarnos al centro de la ciudad era un poco “rebuscado”, y teniendo en cuenta que de noche todo es más complicado, decidimos reservar un servicio de Transfer/ Shuttle. Nosotros lo reservamos con la empresa con la que trabajaba nuestro hotel, pero en Internet encuentras infinidad de agencias que ofertan los traslados aeropuerto- centro de Praga por un precio bastante bueno.

Para que te hagas una idea, los servicios de Transfer o Shuttle con los aeropuertos en cualquier ciudad europea te puede costar unos 50€ perfectamente, o incluso más. En Praga, nosotros solo tuvimos que pagar 20€ por una furgoneta en la que cabían 4 personas en total. Lo mejor es que solo había que pagar 20€, independientemente de si éramos 2, 3 o 4 personas. Eso es una gran ventaja, ya que si llegamos a viajar con amigos nos habría salido aun más tirado de precio. El trayecto duró poco más de 30 minutos y el conductor nos dejó justo delante de nuestro hotel. Si vas a llegar a Praga a una hora un tanto especial, como fue nuestro caso, te recomiendo sin duda alguna que contrates el servicio de Transfer/ Shuttle. Es mucho más cómodo y la verdad es que por el precio merece mucho la pena.

Si prefieres llegar al centro de Praga de forma aún más económica, yo te recomendaría tomar el Airport Express, un bus directo que conecta el aeropuerto con la ciudad. Esto fue lo que hicimos nosotros el día que volvimos al aeropuerto para coger nuestro avión de vuelta a Barcelona. El bus Airport Express es un servicio nuevo. De hecho, cuando le pregunté a la recepcionista de mi hotel por él, me comentó que no sabía mucho acerca del Airport Express, ya que había comenzado hacía poco.

Si buscas en Internet puedes encontrar varias páginas que te señalan algunas paradas en el centro de Praga por las que supuestamente pasa el bus Airport Express antes de salir hacia el aeropuerto. Nosotros no quisimos arriesgarnos y nos dirigimos directamente a la Estación Central de Trenes de Praga (Hlavní nádrazí), que nos quedaba a unos 20 minutos a pie caminando desde nuestro hotel. Cada media hora sale desde allí sale el Airport Express dirección al aeropuerto. Comienzan a operar a las 5 de la mañana y terminan a las 10 de la noche. Una vez que llegas a la Estación, solo tienes que mirar las pantallas y comprobar a qué hora sale el próximo Airport Express (suele aparecer señalizado como AE) y desde que andén o plataforma. En nuestro caso, salió desde la plataforma 1, que no es un andén como tal, sino una simple parada de autobús situada en el exterior de la estación, por la parte de atrás (calle Wilsonova). La señora de información nos comentó que el AE siempre suele salir del “andén” 1, pero es mejor revisar las pantallas para estar completamente seguro. El trayecto dura unos 35 minutos, aunque siempre dependerá del tráfico que haya en ese momento en la carretera. El bus para primero en la Terminal 1 y luego en la 2. El billete lo compras directamente al chófer y cuesta unas 60 coronas checas (CZK) por persona (poco más de 2€).

Si quieres coger el AE desde el aeropuerto para llegar a la Estación Central de Praga, solo tienes que hacer lo que hicimos nosotros pero al revés. Una vez que ya llegues a Praga, puedes desplazarte a tu hotel utilizando el metro, el tranvía o a pie.

Si no quieres contratar el servicio de Tranfer/ Shuttle ni tampoco tomar el Airport Express, entonces la opción que te queda es la de enlazar buses y metro, que es un poco más rebuscada:

Autobús número 119: sale desde las terminales 1 y 2 del aeropuerto. Tienes que bajarte en la última parada, Dejvická, y desde ahí coger la línea A del metro que es la que te llevará al mismo centro de Praga. El billete se compra en las máquinas expendedoras que hay en el aeropuerto y cuesta algo menos que el billete del Airport Express, unas 30 CZK (1€ y poco).

Autobús número 100: igual que el anterior pero la última parada es Zlicín. Desde allí debes coger la línea B de metro que te llevará al centro de la ciudad.

Estas dos opciones de enlazar bus y metro nosotros las descartamos desde un principio porque íbamos con las maletas y no queríamos tener que estar cargando con ellas por el metro. La opción del bus Airport Express para nosotros era mejor, ya que íbamos más directo y nuestro hotel estaba bastante cerca de la Estación Central aún yendo a pie. El trayecto desde el aeropuerto con los buses 119 y 100 dura unos 20 minutos, aunque a eso hay que añadirle el tiempo del metro, y según comprobé en su momento, son bastantes paradas, porque lo que habría que sumarle un ratito más.

Lo bueno del aeropuerto de Praga es que está conectado con la ciudad de formas muy diferentes, todas ellas económicas, por lo que el viajero tiene un abanico bastante amplio para decidir. Por supuesto, también podemos hacer uso de los taxis para llegar al centro de la ciudad, los cuales tienen una tarifa aproximada de unos 40€, aunque eso ya si se sube un poquito más de precio.

Dónde dormir en Praga

Nosotros nos alojamos en el Aparthotel Davids, situado en el centro de Praga, a unos 15 minutos a pie del Reloj Astronómico. Este alojamiento cuenta con tres edificios diferentes, situados en lugares distintos. Nosotros nos hospedamos durante 4 noches en el edificio de la calle Biskupský Dvůr (3), en una habitación doble con baño compartido y desayuno incluido, y solo pagamos 130€.

La reserva en esta ocasión la realicé a través de Booking. No obstante, siempre es buena opción que, además de consultar los precios de los hoteles, eches un vistazo también a los apartamentos de AirBnb. En este link te dejamos 25€ de descuento por si finalmente decides reservar un apartamento de Air Bnb para hospedarte durante tus super días en Praga.

IMG_7972

IMG_7974

Cuántos dias para ver Praga

En mi opinión, yo diría que 2 días completos para conocer el casco antiguo de la ciudad son suficientes. Lo ideal sería añadirle algunos días más para realizar alguna de las muchas excursiones interesantes que salen desde Praga. Por ejemplo, si yo ahora tuviera que ayudar a un amigo a planear su viaje a Praga, le recomendaría que dedicara 4 días para este viaje y que los distribuyera de la siguiente manera:

– Primer día en Praga: Tour a pie por la ciudad con cualquiera de las agencias que lo ofertan y paseo por libre.

– Segundo día en Praga: Tour del Castillo de Praga con agencia y paseo por libre.

– Tercer día en Praga: Excursión (por libre o con agencia) a la ciudad de Kutna Hora.

– Cuarto día en Praga: Excursión (por libre o con agencia) al campo de concentración de Terezin.

Si dispones de bastante más tiempo, yo añadiría 1 o 2 días más para viajar al pueblo checo de Cesky Krumlov, situado a unas 3 horas de Praga. La República Checa posee un montón de pueblecitos encantadores, pero según me comentaron varios españoles residentes en Praga, Cesky Krumlov es el más lindo de todos (aunque esto supongo que será cuestión de gustos también). ¡Yo he visto fotos del pueblo y se ve precioso! El único inconveniente es que está bastante lejos de Praga y realizar el trayecto de ida y vuelta en tren en el mismo día es pegarte un palizón. Nosotros habíamos pensado dedicar un día a visitar Cesky Krumlov pero tampoco queríamos acabar rendidos ni tener que ver el pueblo con prisas, así que al final desistimos. ¡Otra vez será! 🙂

praga prague praha malastrana

El primer día que Jonás y yo pasamos en Praga teníamos pensado hacer el tour a pie por la ciudad, pero nos sentíamos exhaustos después de haber visitado Milán y Verona los días anteriores y, definitivamente, nuestras piernas merecían un descanso. Por eso, decidimos dedicar el primer día a pasear por Praga con calma, sin prisas ni agobios, y cuando comenzó a anochecer, cenamos algo rápido y nos fuimos a la cama pronto para recuperarnos un poco.

El segundo día realizamos el tour a pie gratuito por el centro de Praga. Como muchos ya saben, estos tours se ofrecen como gratuitos, pero lo normal es darle al guía algo de dinero en concepto de propina, según te haya gustado más o menos el tour. Nosotros SIEMPRE recurrimos a los tours a pie cuando visitamos una ciudad nueva, y más si es una grande, como es el caso de Praga.

Por lo general, nos gusta buscar empresas de tours que sean menos conocidas. La razón es simple: ya hay muchísimas agencias turísticas que se han hecho un nombre y que reciben a muchos turistas por el mero hecho de ser super famosas. Nosotros preferimos decantarnos por agencias más pequeñas o menos conocidas, normalmente de gente que está intentando abrirse un hueco en el mundo de los tours guiados y creo que también se merecen una oportunidad.

No obstante, para el tour gratuito a pie por la ciudad de Praga hicimos la excepción y elegimos a la archiconocida compañía New Sandemans. Ya habíamos hecho algún tour con ellos y siempre nos han tocado guías muy buenos. La verdad es que no elegimos hacerlo con ellos, digamos más bien que surgió así por el tema de horarios. Pero ya les digo que siempre preferimos escoger a compañías mas pequeñas que aún están empezando.

praga prague praha staremesto

El tercer día elegimos hacer el tour del Castillo de Praga, esta vez sí, con una empresa no tan conocida como la anterior. La empresa se llama Pragueando y los distinguirás porque son los que llevan los paraguas negros. Nuestra experiencia con esta empresa de tours fue de 10, los guías conocían la historia de la ciudad al dedillo y te la explicaban con una pasión increíble.

Durante nuestro cuarto y último día en la ciudad, decidimos visitar la ciudad checa de Kutna Hora, situada a poco más de 80km de Praga. Kutna Hora, declarada Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO en 1995, es famosa por sus minas de plata y por el Osario de Sedlec. Muchas de las agencias que realizan los tours guiados por Praga ofrecen también excursiones de 1 día de duración a Kutna Hora. Nosotros pensábamos ir con agencia pero cuando vimos que el precio más barato para esta excursión era 30€ por persona, cambiamos de opinión rapidito jajaja. Así que, finalmente, nos trasladamos a Kutna Hora por libre.

kutna hora

Lo que en un principio parecía un trayecto sencillo en tren desde la Estación Central de Praga a Kutna Hora se convirtió en toda una odisea. En un principio, yo consulté los horarios de los trenes en Internet la noche anterior y al día siguiente nos presentamos con bastante antelación para coger el tren que supuestamente nos llevaría a Kutna Hora. Para empezar, la Estación Central de Praga es un poco caótica y lo peor es que mucha gente que trabaja en ella no entiende ni papa de inglés y tu te ves allí más perdido que Wally sin que nadie se digne a echarte una mano. Si a ello le sumas que los checos tampoco es que sean gente super simpática (o por lo menos los residentes en la capital) y que encima toda la señalización en la estación está escrita en checo… caos total.

Acabamos comprando unos billetes para un tren que luego no aparecía en las pantallas. Nos volvimos locos preguntando y finalmente dimos con el andén que nos correspondía. Una vez que subimos al tren, un señor mayor checo que nos vio las caras de “no sé que estoy haciendo con mi vida” se empeñó en ayudarnos y ¡para qué fue aquello! Nos decía por señas que saliéramos del tren y comparó su billete con el que habíamos comprado nosotros y nuestro billete aparecía como incompleto. Entonces me fui por el tren buscando a los revisores o a gente que hablara inglés y que me ayudara y solo me crucé con unas británicas que estaban aún más perdidas que nosotros. Cuando ya decidimos bajar del tren, ¡oímos a alguien hablar español! Y nos lanzamos a su cuello implorándole ayuda jajaja

Tuvimos la GRANDÍSIMA suerte de que esa chica que hablaba español era una guía que estaba llevando a su grupo a ver Kutna Hora y sabía perfectamente como llegar al destino en cuestión. Yo creo que nos vio tan subidos en la parra que le dimos pena y nos dijo que nos sentáramos cerca del grupo, que ella nos indicaría. Y menos mal que así fue, porque aquel tren no era de los que iba directo a Kutna Hora (yo pensaba que sí), sino que había que hacer transbordo cuando llegáramos a no se qué ciudad y luego subir a un mini tren amarillo que nos dejaba en no sé dónde y luego caminar hasta llegar a bla, bla, bla. Me estreso solo de recordarlo. Encima, el día que elegimos nosotros para visitar Kutna Hora era festivo y había muchísimos menos trenes en funcionamiento, o sea que todo nos salió fatal jajaja. Gracias a que esta chica se portó de lujo con nosotros y nos ayudó en todo lo que pudo y más. De no ser así, aún estaríamos por esos mundos lejanos buscando Kutna Hora…

Kutna Hora

Y suelto todo este rollo, para que entiendas por qué no voy a explicar cómo se llega a Kutna Hora: básicamente, porque yo aún no se cómo llegar 🙄

La visita a Kutna Hora es imprescindible por dos razones de peso:

El Osario de Sedlec. Contemplar en un lugar tan reducido los huesos humanos de más de 40.000 no es algo que se haga todos los días. Es una experiencia macabra, a la vez que increíble, pero que yo volvería a repetir una y otra vez. Por cierto, nos comentaron que quizás cierren el Osario pronto, porque los huesos están sufriendo daños importantes al estar expuestos de esa manera. Supongo que al final encontrarán una solución para preservar los huesos y no tener que cerrar el Osario pero, por si acaso, si tienes la oportunidad de visitarlo, hazlo cuanto antes. La entrada cuesta 60 CZK con descuento de estudiante (2,20€).

kutnahora osario sedleckutna hora osario sedleckutnahora osario sedlec

– El restaurante Dacicky Pivnice, ubicado en el casco antiguo de Kutna Hora, calle Rakova 8. Uno de los mejores restaurantes que probamos en la República Checa y del cual salimos rodando, porque sirven muchísima comida, en serio, es una exageración. Nos pedimos unas croquetas rellenas de mermelada como entrante, una fuente de tallarines con salsa de champiñones, y un escalope de ternera que parecía con edredón nórdico junto con la típica ensalada alemana de papas. No contentos con eso, pedimos postre también: una tarta fría de frutas y unas creps rellenas de chocolate y nueces con nata. Estaba todo riquísimo y solo pagamos 28€, ¡super recomendable! Lo malo fue que nos pasamos pidiendo y yo acabé hasta con dolor de barriga jajaja

kutnahora

El casco antiguo de Kutna Hora es bonito pero tampoco es que sea lo máximo. Es muy coqueto, eso sí, y el exterior de la catedral de Santa Bárbara impresiona pero tampoco es algo que haya que ver antes de morir, aunque esta es mi humilde opinión. Sin embargo, ya solo por visitar el Osario  de Sedlec, la visita a Kutna Hora está más que justificada.

Si hubiésemos aprovechado los días como teníamos planeado en un principio, también habríamos ido a visitar el campo de concentración de Terezin. Hemos estado ya en campos de concentración pero cada uno es diferente y siempre merece la pena la visita.

Kutna Hora

Qué ver en Praga

Praga recibe mil apodos, a cual de ellos más acertado: la Ciudad Dorada, la Ciudad de las Mil Cúpulas, el París del Este…

¡Praga es una ciudad preciosa que hace las delicias de cualquier viajero! Aquí dejo constancia de mis imprescindibles a la hora de conocer Praga:

Staromêtská, la plaza principal de la Ciudad Vieja (Stare Mesto). Es un lugar precioso, repleto de vida, con edificios cuyas fachadas son dignas de contemplar.

praga prague praha staremesto

La Iglesia de Nuestra Señora de Tyn. Sus magníficas torres presiden la plaza Staromêtská. Dicen que Walt Disney se inspiró en ellas para crear el archi conocido castillo de la Bella Durmiente. No sé si será verdad, pero en cualquier caso no me extrañaría, porque las torres de Nuestra Señora del Tyn dejan sin palabras a cualquiera que las observa.

praga prague praha staremesto tyn

La Torre del Reloj. Este torre gótica posee en unas de sus fachadas el famosísimo reloj astronómico de Praga. Es un reloj magnífico con una curiosa historia entorno a su construcción. Si quieres leer la hora en él, tendrás que esperar a que algún checo te explique cómo hacerlo, porque no es nada fácil. Merece la pena pagar la entrada (unas 70CZK por persona con descuento de estudiante) para subir a lo alto de la torre. ¡Las vistas que se obtienen de Praga son sencillamente espectaculares!

praga prague praha staremesto reloj astronómico

praga prague praha staremesto

Torre de la Pólvora. De estilo gótico, es una de las puertas originales de acceso a la ciudad. Su nombre se debe a que durante una época se utilizó como almacén.

praga prague praha staremesto pólvora

Puente de Carlos. Este puente peatonal construido en el siglo XIV sobre el río Moldava une la Ciudad Vieja (Stare Mesto) con el barrio de Malá Strana. El puente está “custodiado” por las grandes esculturas de 30 santos distribuidos a lo largo de todo el puente. El puente de Carlos es sin duda uno de los símbolos más conocidos de la ciudad de Praga.

praga prague praha puente carlos

praga prague praha puente carlospraga prague praha puente carlos

Iglesia de Nuestra Señora de la Victoria. Este templo situado en Malá Strana alberga en su interior la estatua del famoso Niño Jesús de Praga, que según dicen es milagroso. Mucha gente de todo el mundo viene a Praga para pedirle deseos.

praga prague praha malastrana niño jesús

– Castillo de Praga. En realidad, el famoso Castillo de Praga no es un solo edificio como tal, sino más bien un recinto que alberga varios castillos. En su interior, entre otros atractivos, se encuentra la impresionante Catedral de San Vito que te dejará sin palabras.

praga prague praha

san vito praga

-Muro de John Lennon. No, los Beatles nunca pisaron Praga pero este muro esconde una historia de rebeldía contra el sistema digna de escuchar.

praga prague praha

– Barrio Judío. De origen medieval, el barrio Josefov (barrio judío) alberga la sinagoga más antigua de Europa, la Sinagoga Vieja. Además de ella, posee 5 sinagogas más y un cementerio judío que bien merece una visita.

praga prague praha josefov

praga prague praha josefov sinagoga kafka

– Plaza de Wenceslao. Situada en la Ciudad Nueva (Nove Mesto) es el corazón de la zona moderna de Praga. Está repleta de restaurantes y de conocidas tiendas de moda.

praga prague praha wenceslao

Esta ha sido mi selección de lo que no puedes perderte de Praga. Por supuesto, hay muuucho más que puedes ver o hacer: visitar el museo de Franz Kafka; ver una obra de teatro negro; visitar la Casa Danzante de Frank Gehry; disfrutar de una buena cerveza checa (o varias), la Pilsner Urquell, que para algo estás en el país de la cerveza; hacer un mini crucero por el Moldava; etc.

Dónde comer en Praga

Si amas la comida sobre todas las cosas, al igual que yo, esta parte te va a encantar jajaja. Cuatro días en Praga dan para probar muchos restaurantes y aquí van mis favoritos:

Restaurante Kolonial, en la calle Široká 25/6, cerquita del Barrio Judío. Pedimos unas tapitas con champiñones rellenos de queso al horno como entrante; como platos principales pedimos una hamburguesa gigante con papas y un goulash (sopa de carne típica húngara pero que en Praga se consume muchísimo también). De postre pedimos una tarta de queso y unas bolitas rellenas de hojaldre, canela y frutos secos. ¡Estaba todo delicioso! Pagamos el equivalente a 25€ más o menos y aquí no intentaron estafarnos ni nada por el estilo así que genial, recomendadísimo.

Image-1

Restaurante U Bonaparta, en la calle Nerudova (Malá Strana). Este restaurante lo pongo aquí porque la comida me gustó pero hay que tener mucho cuidadito si piensas comer en él. Nosotros entramos dispuestos a pedirnos un menú que ellos ofrecen a un precio de 150CZK (5,50€). Tienen cuatro menús diferentes: mi novio se pidió uno que incluía de primero una sopa de carne y cebolla y de segundo pechuga de pavo con papas y ensalada; el mío incluía también la sopa y de segundo un plato checo llamado Vepřo knedlo zelo, que no es más que carne de cerdo asada con una salsa y los dumplings. El menú incluía postre, y los dos nos pedimos dos minitortitas con miel. La comida estaba super buena, pero la cantidad era muy justa. Además, pedimos tres bebidas y pan y nos lo cobraron a precio de oro. Total, acabamos pagando más por las bebidas y el pan que por los dos menús. Aún así, fue barato, unos 20 pocos euros, pero aún así no me gusta sentirme engañada cuando pago por comer jajaja

Image-1(1)

Restaurante Barácnická Rychta, en la calle Tržiště 23/555, en el barrio de Malá Strana. Junto al restaurante de Kutna Hora, este fue sin duda el mejor de todos los que probamos. Es un poco difícil dar con él porque está escondido en una callejuela. El truco está en buscar la embajada de los Estados Unidos, puesto que el restaurante se encuentra en el callejón que está justo enfrente de la embajada. En este lugar comimos como reyes: mi novio se pidió una carne de ternera acompañada de una especie de tortilla con cebolla y yo me volví a pedir el Vepřo knedlo zelo, aunque esta vez además de la carne con salsa y los dumplings llevaba también chucrut. ¡Estaba todo para chuparse los dedos! Decidimos no pedir entrante por si servían mucha comida para no acabar llenísimos pero al final nos arrepentimos un poco. Los platos llevan la comida justa (un poco más de cantidad no vendría mal) y al final nos quedamos con un poco de hambre. Los postres estaban riquísimos también, nos pedimos un tiramisú y unas tortitas con chocolate. Pagamos unos 23€, mejor imposible. ¡Volvería a comer en este restaurante sin pensármelo dos veces!

Image-1(3)

MyWok, en la plaza Nám. Republiky 660/6, cerca de la Torre de la Pólvora. Lo descubrimos durante nuestra primera noche en Praga y desde entonces, cenamos aquí todas las noches. Es el típico restaurante informal de Wok pero estaba riquísimo y super barato. Un plato de arroz o tallarines con los ingredientes que escogieras + 1 bebida podía costar unos 5 o 6€. Si quieres comer rápido, rico y muy barato, tienes que probarlo.

IMG_8421

Y bueno, esto ha sido todo. Ha acabado siendo un post larguiiiiiísimo 🙄 Aun así, espero que te haya gustado y que te hayan entrado unas ganas inmensas de conocer Praga.

¡Hasta la próxima! 😀

Digiprove sealCopyright secured by Digiprove © 2017 VIAJA CON LIBERTAD

Otros artículos que te pueden interesar

Libertad
Libertad
viajaconlibertad@hotmail.com

Somos Jonás y Libertad, unos locos por los viajes que un día sintieron la necesidad de contar al mundo sus aventuras. Cuando no estamos viajando, lo más probable es que estemos planeando la siguiente escapada. Si eres de los que les gusta soñar despierto con recorrer mil y un lugares, ¡este es tu sitio!

17 Comentarios
  • Henry Benavides
    Publicado a 20:14h, 23 diciembre Responder

    Muy bueno, estuve en Praga 3 días y me espera uno más de regreso. En este último día ya he tomado nota de varios puntos recomendados en su blog que voy si o si hacer…

    • Libertad
      Libertad
      Publicado a 19:15h, 27 diciembre Responder

      ¡Me alegro mucho! Espero que te sirviera mi post y que hayas disfrutado mucho en Praga. Un saludo 🙂

  • Ra
    Publicado a 17:44h, 01 octubre Responder

    muy interesante, he tomado nota de todo, espero que me sirva, muchas gracias..

    • Libertad
      Libertad
      Publicado a 06:35h, 02 octubre Responder

      Gracias a ti por leernos😊 Esperamos que te sea de ayuda y que disfrutes mucho de Praga, es una ciudad lindísima.

  • Lourdes
    Publicado a 16:24h, 23 noviembre Responder

    Lo hemos leído para preparar nuestro viaje a Praga en Año Nuevo y hemos anotado varias cositas! sobre todo restaurantes…mmmm que rico!

    • Libertad
      Libertad
      Publicado a 05:53h, 24 noviembre Responder

      ¡¡Ay, qué bien!! ¡Qué envidia, chicos! Praga en Navidad tiene que ser preciosa. Disfrútenla mucho y coman mucho también, que la comida checa está riquísima 😀

  • Jesus
    Publicado a 22:57h, 22 diciembre Responder

    Hola, estamos en Praga pero se nos cruza la noche buena, tú sabrás si el osario abre el 24 de diciembre. Muchas gracias por tus recomendaciones.

    • Libertad
      Libertad
      Publicado a 00:58h, 23 diciembre Responder

      ¡Hola, Jesús! Pues la verdad es que no tengo ni idea. El osario no deja de ser un templo religioso católico así que en teoría uno de esos días (ya sea el 24 o el 25 de diciembre) debería estar abierto pero no puedo decirte seguro porque no lo sé. Creo que el osario de Sedlec tiene página web, si las buscas en google seguro que en ella te aparece algo de información al respecto. Un saludo😊

      • Jesus
        Publicado a 07:56h, 23 diciembre Responder

        Hola! Muchas gracias

  • Yanira (estudiamos juntas en melenara cuando peque)
    Publicado a 19:34h, 12 junio Responder

    Buenas tardes Liber, yo otra vez 😃 Donde hiciese el cambio de moneda? Es que llego por la noche al aeropuerto y quiero llevar el cambio ya desde aquí. Muchísimas gracias Liber. Besitos 😚

    • Libertad
      Libertad
      Publicado a 10:10h, 13 junio Responder

      ¡Hola, mi niña! Nosotros siempre cambiamos el dinero una vez ya estamos en el destino, porque si lo cambias fuera de ese país acabas perdiendo demasido dinero. Lo que nosotros solemos hacer si llegamos al destino de noche es cambiar un poquito de dinero (lo justo para el taxi al hotel y poco más) en las oficinas de cambio del aeropuerto, que por lo general están abiertas hasta las tantas. Y luego ya el resto lo cambiamos en el centro de la ciudad al día siguiente, después de mirar y comparar los precios de varias oficinas.
      Es que de verdad que si te propones llevar todo el dinero ya cambiado desde España vas a perder muchísimo… Pero eso ya como tú veas, guapa! Un besazo😘

  • Analia
    Publicado a 12:32h, 22 septiembre Responder

    Me ha gustado mucho vuestro blog, muy ameno, claro y con buenos consejos para los que queremos visitar esta linda ciudad europea.
    Quería pregunarles una cosa, en relación a los tours a pie, los contratan x internet antes de llegar a la ciudad, o directamente allí por la calle? qué es lo que más conviene?

    Muchas gracias chicos.

    • Libertad
      Libertad
      Publicado a 12:56h, 22 septiembre Responder

      Hola, Analia! Muchas gracias por tus palabras😊 Generalmente nosotros nunca los contratamos por internet. Tanto para los tours a pie “gratuitos” como para los que tienen ya un precio cerrado, siempre acudimos al lugar del encuentro a la hora acordada y ya. Ten en cuenta que en las webs de todas las empresas que ofrecen estos tours siempre te aparece bien detallado qué días, a qué horas y en qué lugar comienzan sus tours. Creo que lo ideal de estos tours es precisamente eso, que no requieren reserva previa y así tú no tienes ataduras durante el viaje😁
      Que nosotros sepamos, solo se recomienda reservar plaza por internet cuando viajes en grupo con muchas más personas, para que ellos lo sepan y puedan organizarse para atender tanta demanda. Un abrazo!

  • Juan Manuel Roman Infante
    Publicado a 20:28h, 28 octubre Responder

    Very good.Cuatro dias en Praga con Kutna Hora y Terezin me parecen muy intensos.Yo me he centrado en la ciudad y he dejado bastante que ver.Un saludo,

    • Libertad
      Libertad
      Publicado a 09:18h, 31 octubre Responder

      Muy bien hecho también eso, en el centro Praga hay taaanto que ver y disfrutar. Nosotros tampoco fuimos a Terezin, pero pensamos en volver algún día a Praga y poder conocer lo que nos dejamos por ver. Un saludo😊

  • Laura
    Publicado a 11:26h, 06 noviembre Responder

    Hola!!!
    Yo y mi pareja vamos a Praga en un mes y me encantó tu post y tu blog!! Pero tengo varias preguntas, ¿El tour gratuïto des de que parte de la ciudad sale? Y la duración ¿Cuánto es?
    ¿Qué tal la comunciación del transporte público por la ciudad?
    Mil gracias!!

    • Libertad
      Libertad
      Publicado a 21:09h, 06 noviembre Responder

      Hola Laura, muchas gracias por tus palabras😊 Pues el lugar de salida del tour depende de la empresa que escojas. Puedes consultar punto de encuentro y hora exacta de comienzo del tour en la web de cada empresa. Casi todos los recorridos gratuitos suelen durar 2-3 horas. Y en cuanto a lo del transporte, nosotros nos movimos siempre a pie por el centro de la ciudad, solo cogimos transporte cuando fuimos a visitar Kutna Hora. El centro de Praga no es muy grande y es ideal para recorrerlo andando😁 ¡Un abrazo!

Publicar un comentario

All original content on these pages is fingerprinted and certified by Digiprove